En el pasado, la inteligencia artificial (AI) pude considerarse como un material de ciencia ficción. Sin embargo, las empresas en todas las industrias hoy están utilizando esta tecnología en ciernes para hacer que sus operaciones sean más eficientes.

Con AI, los chatbots son solo el comienzo. Todos los días, empresas como Microsoft, Google, IBM y Amazon buscan nuevas formas de ayudar a las organizaciones de cualquier tipo y tamaño a utilizar la inteligencia artificial para obtener una ventaja competitiva.

LOS MARKETEROS PODRÍAN HACER UN MEJOR USO DE LAS CAPACIDADES MODERNAS DE AI

Los profesionales de marketing y relaciones públicas pueden aprovechar mejor las capacidades modernas de inteligencia artificial, así como las soluciones de inteligencia empresarial (business intelligence solutions), creativamente. Desde potenciar la experiencia del cliente para mejorar la productividad, las siguientes son maneras cómo los especialistas en marketing podrían aprovechar al máximo la AI.

1. Usar chatbots para iniciar la experiencia del cliente. En una empresa, los chatbots pueden ayudar a conectarse con los usuarios al inicio de la experiencia para proporcionar orientación y ofrecer nuevas funciones. Si una compra es simple, los bots ofrecen una forma conveniente y económica de llevar a los clientes hasta la finalización de una transacción. La clave es nunca olvidarse de proporcionar una transición fácil hacia el servicio al cliente ofrecida por humanos cuando los requisitos o las conversaciones se vuelven complicadas.

2. Permitir que los datos te guíen. Mediante el uso de inteligencia artificial, los trabajos de relaciones públicas que se basan en datos son más fáciles de desarrollar e implementar. La inteligencia artificial permite clasificar los grandes volúmenes de datos al generar eficiencias, que afinan el tono de comunicación desde las vías controladas hasta el trabajo de gestión de la reputación. Usa una herramienta de monitoreo para analizar conversaciones en tiempo real y extraer ideas y frases claves para aumentar el conocimiento de la marca.

3. Automatizar todo lo que no sea creativo. A través de la AI, se pueden eliminar todas las tareas manuales a la vista, aprovechar las herramientas de terceros y mejorar la tecnología interna para hacer el trabajo. El resultado sería un funcionamiento fluido y se utilizaría más tiempo para trabajar en proyectos más creativos y de mayor valor.

4. Combinar equipos humanos e inteligencia artificial para mejores ventas y servicio. Incorpora AI en el equipo humano de atención al cliente. Elije los diez mejores agentes de ventas y haz que la AI aprenda las mejores acciones y respuestas de los talentosos. La inteligencia artificial usaría ese conocimiento para ayudar a los agentes de bajo rendimiento en lo que dicen y lo que hacen, elevando el nivel de rendimiento.

5. Optimizar la experiencia del cliente. Hacer sitios web personalizados con las experiencias de cada cliente es algo que está más allá de las capacidades humanas, pero con la AI se podría lograr fácilmente. Los profesionales del marketing deben aprovechar las herramientas de recopilación de datos para obtener datos útiles sobre cada cliente. Los data points críticos podrían usarse para proporcionar una experiencia al consumidor altamente personalizado con AI. Por otro lado, los consumidores aprecian una experiencia digital de alta calidad y un servicio de primera.

6. Encontrar oportunidades y rastrear tendencias. Los profesionales del marketing deben usar herramientas, que escanean cientos de miles de puntos de información, así como revelan temas importantes o relevantes. Las herramientas de inteligencia artificial podrían ayudar a los profesionales de marketing y comunicaciones a detectar oportunidades de relaciones públicas de respuesta rápida, sugerir nuevas ideas para campañas y contenido y destacar influencias importantes.

7. Bots AI para ahorrar recursos y tiempo. Un secreto poco conocido de los profesionales de relaciones públicas es el de los bots de redacción de noticias, que crean notas de prensa e historias con inteligencia artificial. Uno podría alimentar los datos, así como la información básica de la plantilla a la plataforma de inteligencia artificial y verlo generar historias preliminares mientras se enfoca en los artículos que producen un mayor rendimiento. Usar los robots requiere algo de práctica, pero son excelentes herramientas que podrían ayudar a simplificar los esfuerzos de relaciones públicas.

8. Establecer un punto de referencia ante la competencia y predecir el futuro. El mejor uso de la AI para marketing y relaciones públicas es aprovechar puntos de referencia de datos anónimos para ver cómo se compara el rendimiento de una empresa ante la competencia. Además, la AI podría usar la detección de anomalías, así como los eventos correlativos en la identificación de patrones, lo que probablemente resulte en una preocupación futura.

9. Usar AI conversacional para pasar del push hacia el pull. La investigación muestra que a los consumidores no les importa hablar con un robot siempre que sea útil. Sin embargo, a los consumidores sí les importa ser bombardeados con mensajes de marketing intrusivos. La inteligencia artificial conversacional podría ser beneficiosa para la empresa al establecer experiencias oportunas y personalizadas que agreguen valor más allá de la venta. En la economía digital en estos días, la lealtad es el rey y los consumidores recompensan las relaciones. La conversación es una de las formas más rápidas de llegar allí.

10. Dar personalidad a bots. Las oportunidades de automatización son abundantes, dando así identidad y personalidad a un robot, mientras que enaltecer la conexión humana es primordial. Las experiencias de AI deben ser una extensión de la voz, una oportunidad de mostrar la personalidad a una comunidad comprometida.

Con los avances de la inteligencia artificial, las tecnologías de aprendizaje automático podrían recopilar y organizar cantidades masivas de información para generar conocimientos y predicciones, que van más allá de las capacidades de procesamiento manual. No solo aumenta la eficiencia organizacional, sino que reduce drásticamente la posibilidad de que se cometa un error crítico. La inteligencia artificial podría detectar patrones irregulares, como el fraude de pagos o el filtrado de spam, así como alertar a las empresas en tiempo real sobre actividades que son sospechosas. Las empresas podrían capacitar a las máquinas de AI para atender las llamadas entrantes de atención al cliente y reducir los costos.

Fuente: Shukla, Dhrumit. “What are the Ways that Marketers Could Leverage Artificial Intelligence?” Customer Think
https://customerthink.com/what-are-the-ways-that-marketers-could-leverage-artificial-intelligence/